A las nueve y media de la mañana, coincidiendo con la salida de los peregrinos, el sevillano afincado en Palazuelos, David Mora, inició su particular Camino de San Frutos, que realizó de manera íntegra, corriendo por las sendas y veredas por las que transita el Camino. Sin duda, el atleta realizó un gran esfuerzo para completar un trazado en el que no faltó su parte de aventura, puesto que en un momento del recorrido David Mora llegó a perderse. Pero finalmente el deportista logró encontrar de nuevo la ruta correcta, y cerca de las ocho de la tarde vislumbró la ermita de San Frutos, final de su recorrido, donde le esperaba un miembro de la organización. David recoge en su blog cómo se sintió:

85 kilómetros  a la carrera por el Camino de San Frutos

Enviado por David Mora

El sábado 20 de octubre se inauguró formalmente con su señalizacion y trazado la nueva ruta de peregrinaje y turística por el noreste de la provincia de Segovia. El Camino de San Frutos es una realidad aunque ahora esta en fase de formacion, divulgacion y maduración.

A las 9 de la mañana me encontraba en la puerta de la Catedral de Segovia, me acompañaba mi familia, y ya se notaba el ambiente de peregrinaje, pues casi un centenar de personas se disponían a realizar la primera etapa del camino, entre Segovia y Santo Domingo de Pirón, unos 22km. El cielo estaba cubierto pero había unos 12º, para correr, perfecto. Solo quedaba que aguantara el tiempo y no lloviera.

 En mi mochila, mucha ilusion, algo de comida, unas barritas, tres geles y sales para el agua, unos manguitos, guantes y cortavientos por si empeoraba el tiempo, el móvil y el gps con el track que yo monté en base al recorrido marcado por la empresa que tenía que ir colocando los mojones a lo largo del itinerario.

Nada de ciclistas de acompañamiento al final, sí que en Villar de Sobrepeña tendré que preguntar por un chico que me acompañara en bici el tramo del Duratón…

Entrega para sellado del carnet de peregrino,  fotos,  un par de entrevistas para las televisiones locales, la bendición del Obispo, y así sobre las 9:35 se dio salida a los peregrinos.

 Antes de salir, varios peregrinos me preguntaron si los iba acompañar un rato, a lo que por cortesía, accedí, y fuimos charlando de lo que yo pretendía hacer ese día, realizar todo el Camino de una atacada. Para ellos, una salvajada, para mi, una tirada un poco más larga de alguna que he hecho de 55 kilómetros otras veces, además sin montaña. La única duda la tenía en el marcaje y el paso por algunas zonas como la Hoz del Duratón.

Bajamos andando hasta el Arco de Santiago y de ahí al barrio medieval de San Marcos, donde una vez alcanzada la iglesia templaria de la Veracruz, ahí deje pasar al resto de peregrinos , me despedí de los organizadores y tiré a correr, con dirección a Zamarramala.

En el camino en dirección a La Lastrilla me paro en el primer mojón que veo, con magnífica vista de la ciudad del Acueducto, con la Sierra al fondo.

Al entrar a La Lastrilla no veo señales y me voy en la salida, a la carretera de Valladolid, más abajo, con lo que me toca remontar la carretera unos 300 metros para coger el camino dirección Espirdo. Una vez cruzada la circunvalación por un paso inferior, fui pasando por pequeños pueblos cercanos a Segovia: Espirdo, Tizneros y Basardilla. Campos baldíos, fincas con vacas, se sube y baja. Estoy a 18 kilómetros de Segovia, llevo buen ritmo menos de dos horas, a pesar de  haber perdido unos 10 minutos esperando a que me sellaran el carnet de peregrino en el bar de Basardilla, cosa que al final no se pudo conseguir (la chica no encontró el sello,cosas de los estrenos).

De ahí a Santo Domingo de Pirón, recorro otros 4 kilómetros, el paisaje vuelve a cambiar, bosquecillos de rivera al acercarme al pueblo y la lluvia empieza a caer finamente.

Para salir del pueblo me toca fijarme en unas flechas verdes pintadas en el suelo y que iré viendo a lo largo del recorrido, estas fueron pintadas por un grupo de presos de la cárcel de Segovia, que hicieron el Camino a principios de año y dejaron ya la primera señalizacion.

(…)  El sol esta a punto de ponerse cuando enfilo la pista de 5 kilómetros que me lleva a la Ermita. Últimos rayos de sol que se escapan entre las nubes y el anochecer me coge de lleno, Jose Reina, que me espera en la ermita, vuelve a mi encuentro y me alumbra con su coche detrás mia, saco fuerzas de no se dónde y aprieto para llegar a las 8 de la tarde-noche a las puertas de la Ermita. Reto completado. El GPS me marca 85 kilómetrosm y 10 horas 15 minutos.

Llevaba un mes y medio practicamente sin entrenar desde que vine de Gales, y estoy muy contento por haber podido completar el Camino en un solo día, sin apoyos y en solitario, además recorriendolo el primero, el día de su estreno oficial semi-señalizado.

 Mi visión del Camino de San Frutos. El Camino tiene potencial desde el punto de vista turístico, tanto para realizarlo andando en bici o corriendo, preferiblemente en otoño-primavera, y tiene una buena riqueza paisajistica y cultural.

En cuanto a las mejoras, está recién parido, y como todo, le queda mucho que perfilar, la finalizacion del señalizado básico a través de los mojones, como también la señalización complementaria de flechas en el paso y cruce por los pueblos, es fundamental.

El trazado actual bordea algunos pueblos que yo desde mi punto de vista incluiría el paso por ellos, por bien de esos pueblos y por el propio caminante. Poco a poco los pueblos por los que se pasa también tendrán que poner tambien su granito de arena, difundiéndolo como atractivo turístico y también entre sus propios habitantes, para que ellos mismos se impliquen en el apoyo y señalización al camino y a sus peregrinos que, después todo ello, redundará en su beneficio impulsando la economía de la zona.

La iniciativa en sí que ha supuesto la puesta en marcha de esta nueva ruta ha sido un gran acierto por parte de El Adelantado de Segovia y de varios particulares que se han interesado por ello, dando comienzo con ello una nueva etapa en la oferta turística en la provincia de Segovia y en el fomento económico de la zona.

Esto es un extracto del artículo que David Mora publicó en su blog. Puedes visitarlo para leer la experiencia completa y estar al tanto de los retos a los que se enfrenta este atleta afincado en Segovia. 

¿Eres peregrino y quieres compartir tu experiencia? Envía tus textos y fotografías al correo electrónico caminodesanfrutos@eladelantado.com y lo publicaremos en el Blog del Peregrino

Tagged with →  
Share →

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>